239 - Linux en Windows

239 - Linux en Windows

Windows Subsystem for Linux, es una tecnología que ha implementado Microsoft para que puedas disfrutar de Linux en Windows de forma sencilla

1:25
-3:15

Desde que Microsoft anunció la posibilidad de tener Linux en Windows, literalmente, ardía en deseos de probarlo. Sin embargo hasta hace muy poco, no he tenido la oportunidad, porque si bien en el equipo del trabajo tengo Windows 10, lo cierto es que no tengo la posibilidad de habilitar WSL, Windows Subsystem for Linux. Pero, por fin, lo he podido probar.

Esto de que lo haya podido probar, es básicamente culpa de Ángel de uGeek, y de Pedro Mosquetero Web. Pedro, porque lleva un tiempo hablando continuamente de los mini PC, y ha sembrado esa semilla en mi cabeza, que poco a poco ha ido apoderándose de mi ansia. Y Ángel, ha sido el que ha rematado la faena, enviándome una oferta de mini PC, a la que no he podido resistirme.

Así, en este episodio del podcast, te contaré mi experiencia con Windows de nuevo en un equipo personal, y sobre todo de Windows Subsystem for Linux, o Linux en Windows.

Linux en Windows

Linux en Windows

Windows en casa

Antes de que comience a hablarte de Linux en Windows, quería comentarte esto del mini PC. Se trata de un J4125 con 8 GB de RAM y 18 GB SSD, con salida para 2 HDMI. Algo, a lo que estoy tan acostumbrado, que me cuesta volver para atrás.

A pesar del equipo, y de las pocas esperanzas que tenía utilizando Windows 10, la verdad es que me he llevado una agradable sorpresa, porque el equipo se desenvuelve a la perfección, sin que se note que se arrastra ni nada por el estilo. No quiero ni imaginarme lo que sucederá cuando le instale Ubuntu.

¿Para que Windows?

Durante este tiempo, me he dado cuenta que hay algo que le falta a los tutoriales en los que cuento como utilizar Linux Mint, Ubuntu o dentro de poco Rasbperry OS. Y esto que falta, no es otra cosa que como instalarlo desde Windows.

Lo que a ti te puede parecer muy sencillo, a alguien que nunca haya instalado Linux, le puede resultar una auténtica montaña. Se trata de que esa montaña, pase a ser una simple loma o si puede ser menos.

Se trata de hacer los vídeos correspondientes sobre como quemar una imagen de Ubuntu, Linux Mint o Raspberry OS en Windows. Pero no solo esto, sino también, como hacer una instalación dual, y algunas cuestiones similares.

Instalación de Linux en Windows o WSL

No es que la instalación del Subsistema de Windows para Linux sea compleja, ni mucho menos. Lo que si te puedo garantizar que es algo tediosa.

El primer paso antes de instalar distribuciones de Linux en Windows e habilitar la característica del Subsistema de Windows para Linux. Para esto tienes que abrir una sesión de PowerShell con derechos de administrador, y ejecutar la siguiente instrucción,

dism.exe /online /enable-feature /featurename:Microsoft-Windows-Subsystem-Linux /all /norestart

El siguiente paso que recomienda la instalación, y el que yo seguí es actualizar a WSL2, Windows Subsytem for Linux 2.

¿Porque y cuando instalar WSL2?

Las principales razones para actualizar a WSL2, son básicamente dos,

  • Un aumento del rendimiento del sistema de archivos
  • Se consigue una compatibilidad completa con las llamadas del sistema

Así con la nueva versión de WSL tienes un Kernel de Linux completo, una perfecta integración entre Windows y Linux, menores tiempos de arranque y menor menoria de inicio. Para este Kernel de Linux, Microsoft ha partido de una rama estable ajustando y optimizando tanto el tamaño como el rendimiento.

Todas las operaciones que tienen que ver con la gestión de archivos, son significativamente mas rápidos, como puede ser todo lo relacionado con git, apt o npm.

Sin embargo, en algunos casos, se recomienda el uso de WSL1 frente a WSL2. Básicamente en todos aquellos donde se tenga que acceder a archivos montados desde Windows.

Actualizando el sistema

Una vez convencido de la necesidad que tienes de actualizar a WSL2, el problema con el que te puedes encontrar, es el mismo con el que me encontré yo, *necesitaba actualizar el sistema.

¿Como sabes si tienes que actualizar?. Utiliza la combinación de teclas Windows+R y escribe winver. Si allí pone que estas utilizando Windows 10, versión 1903 o 1909, mala suerte, tienes que actualizar. Para esto tienes que ir a Actualización y seguridad > Buscar actualizaciones.

El número de compilación tiene que ser posterior a 18363.1049.

Una vez superado este trámite, todo lo demás es coser y cantar.

Habilitar la característica de máquina virtual

Una vez actualizado el sistema de manera que la versión de Windows que estás ejecutando es superior a la indicada, tienes que habilitar la característica de máquina virtual. Para esto, de nuevo, tal y como hiciste en el primer paso, tienes que abrir una sesión de PowerShell con derechos de administrador, y ejecutar la siguiente instrucción,

dism.exe /online /enable-feature /featurename:VirtualMachinePlatform /all /norestart

Llegados a este punto, tienes que reiniciar Windows 10 para que se complete la instalación de WSL y la actualización a WSL2.

Actualizando el kernel de Linux

Como te decía al comienzo de este apartado, no es que sea complicada la instalación de WSL2, pero como estás viendo es realmente tediosa. Ahora, tienes que instalar el paquete de actualización. Para ello haz clic en actualización del kernel de Linux.

Una vez descargado, doble clic sobre el archivo descargado, y a instalar, para lo que de nuevo, vas a necesitar permisos de administrador.

Con todo lo que has visto hasta el momento, y las veces que ha sido necesario ganar derechos de administrador, entenderás, porque no he podido instalarlo en el equipo de trabajo.

Ahora tienes que definir WSL 3 como la versión predeterminada de Windows Subsystem for Linux. Para hacer esto, de nuevo, tienes que abrir una sesión de PowerShell y ejecutar la siguiente instrucción,

wsl --set-default-version 2

De acuerdo a lo que indica la documentación de Microsoft, es posible que la actualización a WSL 2 tarde unos minutos en completarse. En mi caso, como lo hice desde cero, no recuerdo que tardara mucho tiempo. También es posible, que con el ansia que llevaba encima no me diera cuenta de que tardo mucho o poco tiempo.

Instalar tu distribución preferida

Ahora, que ya tienes todo listo y preparado, ha llegado el momento de instalar la distribución que mas te guste o con la que mas a gusto te encuentres. Tienes diferentes distribuciones, como Ubuntu. OpenSUSE, Debian, Fedoro, Pengwin, Kali o Alpine.

Esta instalación la tienes que hacer desde la página de Microsoft Store, o en el caso de que quieras instalar la misma distribución que yo, tan solo tienes que hacer clic en el siguiente enlace Ubuntu 20.04

Configurando Linux en Windows

Nada mas instalada la distribución que hayas elegido, y si te puede el ansia, como fue mi caso, busca en el menú, por tu distribución, Ubuntu en mi caso*. Haz clic sobre ella, y se abrirá una consola.

La primera vez tendrás que esperar a que todo se prepare, para su correcto funcionamiento, pero, no te debes preocupar, porque en las siguientes ocasiones, ya no tendrás que esperar ni un segundo. Iniciar una sesión en consola es instantáneo.

Una vez instalado y preparado todo, tienes que crear tu cuenta de usuario y tu contraseña para tu cuenta de Linux, como haces de forma habitual cuando instalas Linux en cualquier sistema. Este será el usuario predeterminado de la distribución y será con el que se inicie la sesión en Linux.

Por supuesto que este usuario pertenece al grupo sudo, y como tal, puede elevar sus privilegios, para ejecutar instrucciones con derecho de administrador. Así, el siguiente paso que tienes que hacer es actualizar tu Linux en Windows, que en el caso de Ubuntu lo harás con la siguiente instrucción,

sudo apt update && sudo apt upgrade

Atención, que cada distribución que instales tendrá su propia cuenta de usuario y contraseña. Y además, si reinstalas o agregas una distribución, tienes que configurar la cuenta.

Accidentes con la contraseña

Es posible, incluso es recomendable, cambiar la contraseña de tu cuenta de usuario de Linux en Windows (recuerda que es independiente para cada distribución). En este caso, lo tienes que hacer como lo harías en Ubuntu, simplemente ejecuta la instrucción passwd y sigue los pasos indicados. Básicamente se trata de introducir la contraseña anterior y la nueva.

Y ¿que sucede si olvidas la contraseña? En este caso tienes que recurrir a Powershell, para recuperar la contraseña. Simplemente, abre un termina de PowerShell y ejecuta la siguiente instrucción,

wsl -d Ubuntu-20.04 -u root

Por supuesto que si tu distribución es otra a Ubuntu-20.04, la tendrás que reemplazar por esa otra. Si quieres ver todas las distribuciones que tienes instaladas, puedes hacerlo ejecutando wsl -l.

Esto te abre una sesión como root, y aquí es el momento de establecer la nueva contraseña de usuario como lo haces habitualmente, básicamente,

passwd <usuario>

Reemplazando <usuario> por la cuenta de usuario que creaste para la distribución en cuestión.

¿Y ahora?

Pues ahora ya lo tienes todo listo y terminado. Tienes un Ubuntu 20.04 instalado en tu equipo con todas las de la ley. Puedes hacer cualquier cosa que haces habitualmente con tu Ubuntu, o con la distribución que tu utilices.

Si nunca, has utilizado Ubuntu u otra distribución, esto es un primer paso, para todo un mundo que se te abre a continuación.

Por ejemplo, y sin ir mucho mas lejos, todo lo relacionado con la Raspberry te queda, literalmente a un tiro de piedra.

Yo desde luego, lo primero fue actualizar el sistema, instalar git y después instalar y configurar vim, para estar como en casa.

Lo siguiente fue instalar el terminal de Windows, pero esto lo dejo para un futuro podcast…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *